Camerata de Coahuila continúa homenaje a Beethoven

El segundo concierto de la Camerata de Coahuila dentro de la Temporada Primavera – Verano 2020, tuvo como invitado de honor el director José Guadalupe Flores, para seguir con el homenaje a Ludwing Van Beethoven en el Teatro Nazas, con la Obertura “Leonora 3″, así como la Sinfonía No. 3 “Eroica”.

Luego de la afinación de los instrumentos de la Camerata en punto de las 20:30 horas, salió al escenario el director invitado y con él, la elegancia y una experiencia de 50 años de trayectoria frente a importantes orquestas nacionales de América, Europa y Asia.Una introducción suave fue la que principió el concierto y la Obertura Leonora No. 3, escrita por el compositor Alemán para una de sus óperas “Fidelio” hace más de 200 años.

El misterio se convertía en sonido salido de las trompetas y las cuerdas de violines y chelos de la Camerata, que resaltaban por momentos hasta dejar a solas el sonido desvanecido del corno o de la flauta.

Los aplausos no se hicieron esperar por parte del público que se dio cita al Nazas, para reconocer el talento presentado por los músicos y el director invitado, además por presenciar la música de uno de los compositores más brillantes de la historia, Beethoven.

La segunda parte del concierto fue dedicada a las melodías estrenadas en Viena el 7 de abril de 1805, la Sinfonía No. 3 en Mi Bemol “Eroica”, misma que llegó a ser la obra más grande y dramática sinfonía en su tiempo, catalogada como una obra revolucionaria.

Las primeras notas de este tema arrancaron con acordes de toda la orquesta donde el corno invadía de tranquilidad en el recinto, que luego pasaría a la parte de la obra llamada ‘Marcia Fúnebre’, con el sonido de las cuerdas ponían una atmósfera sombría y ambiente fúnebre.

Al paso del tema, el ritmo cambió de movimiento a un veloz Allegro Vivace que funge como una respuesta vivaz al ritmo sobrio que lo antecedió, y como cierre de igual manera la orquesta suena intempestiva tal como Beethoven buscaba que se escuchara.

Respecto a la historia de está sinfonía, se dice que fue escrita entre 1803 y 1804 y que fue  titulada por el mismo Beethoven como “Sinfonía Bonaparte” ya que estaba impresionado por los esfuerzos de Napoleón por reformar la sociedad y la clase trabajadora.

Sin embargo, luego que Napoleón Bonaparte se autonombra emperador de Francia, Beethoven no tomo bien la noticia y arrancó la página de título de la sinfonía y le puso el nombre de Eroica (palabra italiana).

Vía Milenio