Inicia la Camerata con el pie derecho

cameSiglo

Jessica Ayala

Con la Obertura de “Pique Dame” de Franz von Suppé, la Camerata de Coahuila, bajo la batuta de Ramón Shade, le dio lo bienvenida al 2015 con su “Concierto de Año Nuevo”, que tuvo lugar anoche en el Teatro Nazas y con el que dio por inaugurada su Temporada Primavera-Verano

La pieza del compositor austrohúngaro encendió los ánimos de un público que aunque no abarrotó el lugar, sí demostró con sus aplausos que ya extrañaba las presentaciones de la orquesta que en diciembre pasado concluyó un año de festejos por su 20 aniversario.

VAIVÉN DE EMOCIONES

La prodigiosa dinastía Strauss se hizo presente en el primer concierto del año de la Camerata antes del intermedio al ritmo del “Vals del Tesoro”, una de las piezas que conforman la opereta “El Barón Gitano”, así como la breve y jovial “Polka Campesina” de Johann Strauss (hijo) y el vals Dynamiden de Josef Strauss.

Del Johann Strauss, padre, el público tuvo la oportunidad de escuchar “Galopa China”.

Tras la pausa, la orquesta interpretó una obra más de Suppé, la obertura de “Caballería Ligera”, así como un referente de la música de cámara, el “Vals Emperador”, “Galopa de los bandidos” y “Polka Annen” de Johann Strauss Jr.

La obertura “Orfeo en los infiernos”, del alemán Jacques Offenbach, marcó el final de un extenso concierto que se puede definir como un vaivén de ritmos y emociones.

Fueron diez obras, de seis compositores, las que integraron el programa de arranque de la Camerata de Coahuila en el ya tradicional “Concierto de Año Nuevo”, que terminó con un enérgico aplauso del público, para dar la bienvenida a otro año.

Fuente: El Siglo de Torreón